lunes, 6 de febrero de 2012

Desasosiego de la mente en miseria


Asumamos por un rato que usted está por leer algo que algún día será totalmente permisible. Un evento, que hasta el momento en el que yo escribo esto, está fuera de toda posibilidad.

Pero primero consideremos lo siguiente: constantemente uno se envuelve en el curioseo y en elucubraciones sobre la vida alienígena, consecuentemente, uno compara la tecnología desarrollada por nuestra especie con otra que quizás sea inexistente, la mente hace un extraño esfuerzo por comparar algo tangible con un falso-positivo